martes, 17 de julio de 2012

ENCUENTROS EN LA ACADEMIA (72)


RECORRIDO HISTÓRICO DE LA FARMACIA
La historia de la botica es, en realidad, la historia de la humanidad que desde siempre ha luchado contra la enfermedad con los conocimientos y remedios facilitados por la naturaleza en cada época. Esta noche vamos a realizar un recorrido histórico desde sus orígenes: sumerios y egipcios, que culmina con un importante desarrollo en los periodos griegos y romanos tan vinculados al conocimiento que de la medicina se tenía en aquellas culturas, con el médico hacia las veces de boticario y donde destacaron Hipócrates y Galeno cuya ciencia llegaron hasta finales de la Edad Media; de esta etapa destaca el preparado medicinal llamado triaca, que venía siendo utilizada desde el siglo III a.C aunque se le atribuye a Andrómaco el médico de Nerón, y que podía llegar a contener hasta setenta ingredientes, tanto vegetales --opio, eleboro, ruibarbo, regaliz …, o minerales -betún de Judea o sulfato de hierro- e incluso carne de víbora. También el vino tuvo un papel básico en aquellas culturas, utilizado como medicamento en determinadas afecciones ó como excipiente en soluciones para enmascarar y disolver otros componentes y sabores.

En la edad Media destaca el "príncipe de los sabios" el persa Avicena que escribió el famoso Canon de Avicena o canon de medicina y que tuvo como maestro las enseñanzas de Aristóteles. Más tarde será el cordobés Averroes y el sevillano Avenzoar, este último mantuvo una gran influencia en la medicina del Renacimiento  con el famoso y voluminoso Teisir -tratado de medicina general- que fue traducido al latín y reeditado durante siglos.

En el Renacimiento médicos y boticarios formaban parte del mismo gremio y aparecen personajes importantes a caballo entre estas dos profesiones junto con astrólogos y filósofos que están sentando las bases para un nuevo orden en el tratamiento de las enfermedades y donde las ideas de Galeno e Hipócrates comienzan a diluirse; además son personajes de distintos puntos de Europa los que destacan; así tenemos al suizo Paracelso, médico e hijo de médico, que lo fuera de la Republica de Venecia y donde mezclaba ciencia, magia y religión o el célebre anatomista belga Vesalio, médico de Carlos V, nuestro Miguel Servet que ejerció la medicina en Francia y descubrió la circulación de la sangre en el corazón; el sevillano Nicolás Monardes, médico y botánico que supo desarrollar las posibilidades de las plantas medicinales procedentes de las Indias Occidentales. Y los estudios del español Laguna, basados en el Dioscórides… que se van enriqueciendo en la Edad Moderna, con la invención del microscopio, el termómetro, el desarrollo de las academias,…las vacunas, etc. y que se completa con el paso del boticario al farmacéutico que nos lleva hasta nuestros días.
                                                                                 
Mariti LLorente Piris
Catedrática de Biología y Geología

No hay comentarios:

Publicar un comentario