sábado, 15 de febrero de 2014

CINE


Después de escribir sendas colaboraciones sobre “Las mejores películas de la Historia del Cine” y “Los mayores éxitos de la Historia del Cine”, varios lectores me sugirieron la idea de  que para completar esta reflexión sobre los mayores logros alcanzados por el Séptimo Arte, no estaría de más hacer un esbozo de los mejores directores que a lo largo de su historia, hicieron posibles esas obras maestras o esos éxitos de masas de los que les hablaba en los anteriores trabajos.  Pero son tantos que es imposible referirnos a todos ellos, incluso es difícil señalar solamente a los más importantes, por eso he pensado hacer una relación de directores por décadas, una muestra, una representación. Les ruego me disculpen el no incluir a tantos y tantos como estoy seguro que echarán Uds. de menos.


Como saben, la partida de nacimiento del cine data de 1895, es decir, finales del S. XIX, por eso he pensado comenzar por la primera década del S. XX incluyendo los últimos años del XIX y en esos años que van de 1895 a 1909 he pensado mencionar como figuras representativas  a  los Hermanos Lumière y sus películas “Salida de la Fábrica” y “Llegada del tren” y a George Meliès y su famoso “Viaje a la Luna”. Creo que todos estaremos de acuerdo que estas figuras y estas películas se han convertido en referentes obligados de los comienzos del cine.


En la década que va de 1910 a 1920 me parece razonable situar a dos figuras cumbres del cine cómico mudo como son Charles Chaplin y Buster Keaton, el primero con películas como “La quimera del Oro” o “El Chico” en las que ofrecía su caracterización del personaje creado por él, Charlot, verdadero icono del cine que en 1919, junto a Mary Pickford, Douglas Fairbanks y David W. Griffith crearon la productora independiente “United Artists” mientras  Buster Keaton, por su parte, dirigía películas como “El Maquinista de la General”, “El Navegante” o “Siete ocasiones” y para muchos, sobre todo para los artistas e intelectuales, era superior artísticamente a Chaplin.  


En la década de los 20 tenemos que centrarnos precisamente en ese director al que nos referíamos anteriormente, figura clave de la cinematografía, D.W. Griffith, padre del cine moderno, creador del primer plano y del flashback  y autor de películas imprescindibles de la historia del cine como “El Nacimiento de una Nación” o “Intolerancia”. 

En esta década adquieren especial relevancia las obras de directores europeos como F.W. Murnau y su “Nosferatu” (1922), Fritz Lang, autor de “Metrópolis” (1927), S.M. Eisenstein director de “La Huelga” (1924), “El Acorazado Potemkim” (1925) u “Octubre” (1928). E.V.Stroheim, autor de “Avaricia” (1923), “Esposas Frívolas” (1922) o “La Reina Kelly (1928) o J.V. Sternberg director de “La Ley del Hampa” (1927), “Los muelles de Nueva York” (1928) o “El Angel Azul” que rodó en Alemania y en la que lanzó a la fama a Marlene Dietrich con la que posteriormente rodó ocho películas en Estados Unidos.

La década de los 30 está marcada por el nacimiento del Cine Sonoro en 1927 ya que ese invento por el que pocos apostaban, cambió totalmente la forma de expresión de este arte, tanto que desde entonces hay que hablar de dos etapas, el cine mudo y el cine sonoro. De los directores que aprovecharon el invento para contarnos de forma más convincente sus historias, les hablaré en mi próxima colaboración.

No hay comentarios:

Publicar un comentario